Los mercados internacionales vieron en el 2021, un año donde se consolidó aún más la industria de los criptoactivos basados en blockchain, a pesar de registrar episodios catastróficos que pusieron en tela de juicio la credibilidad del mismo. 

El 2021 fue el año donde la gran mayoría de criptomonedas viveron su pico más alto, donde aparecieron nuevas tendencias en torno a DeFi, o finanzas descentralizadas. También cuando los Token no fungibles (conocidos por sus siglas NFT) alcanzaron mayor alcance de popularidad, abriendo el mercado para más oportunidades de inversión. 

Fue este mismo 2021, que durante el mes de abril, Bitcoin sufrió una caída de más del 30%, generando un efecto dominó en el resto de monedas digitales debido a varios factores entre los que destacan: las advertencias de varias federaciones bancarias chinas sobre las criptomonedas y las declaraciones negativas del CEO de Tesla y SpaceX Elon Musk.

A continuación, presentaremos las 10 monedas digitales más comercializadas y cómo fue su comportamiento en el transcurso de este 2021.  

Bitcoin (BTC)

Para muchos Bitcoin es sinónimo de criptomonedas debido a que fue la primera en transferir valor entre usuarios sin necesidad de una autoridad central que verifique las transacciones. 

Durante este 2021, el comportamiento en el mercado de la criptomoneda más importante se caracterizó por tener su subida más alta en su historia, pero al mismo tiempo su caída más dramática en años durante el mes de mayo. 

Este comportamiento se reflejó cuando su precio  se ubicó en $ 65,000 y luego caer cerca del rango de $30,000. Ese mismo precio del Bitcoin procedió semanas después a rebotar, cotizando lateralmente entre $ 30,000 y $ 40,000 en su mayor parte, aprovechando un mínimo cercano a $ 28,900 en junio y un mínimo ligeramente más alto cerca de $ 29,300 en julio, con semanas de acción lateral del precio que separa los dos puntos.

En un panorama general, el Bitcoin se mantuvo en un valor de $33,000 , y a medida que pasó cada mes, su precio incrementó al punto que el día de hoy (mes de noviembre) está un 50% más alto y con una expectativa de mucho más crecimiento para continuar el 2022 consolidando su posición de dominio como el activo más atractivos para los usuarios.

Bitcoin

Ethereum (ETH) 

Ethereum, fundada en 2015,  opera en una red informática descentralizada, o libro mayor distribuido conocido como blockchain, que administra y rastrea la moneda. 

Al igual que muchas criptomonedas, con Ethereum los usuarios pueden intercambiar dinero sin necesidad de un intermediario central, siguiendo uno de los mandamientos de ese nuevo tipo de economía que es la descentralización.

Durante el presente año, Ethereum (ETH) logró incrementar su valor en un 640% al cerrar el mes de enero con un precio de $ 1.312,73 y cotizando en la actualidad por el orden de los $ 4.200.

Este año se caracterizó por el cambio de patrón en la relación Bitcoin-Ethereum y es que se pudo reflejar en las dos principales criptomonedas del mundo que dejaron de moverse a la par, y el mejor ejemplo fue durante el mes de mayo que Bitcoin tuvo una drástica caída y no influyó, como en otras criptomonedas, con el Ethereum que siguió su línea de crecimiento al cierre de cada mes. 

Ethereum IURISCORP

Binance Coin (BNB)

Desde su lanzamiento en el año 2017 como un token ERC-20 en Ethereum, se caracteriza por ser ese token de utilidad para el intercambio de Binance que permite a los usuarios pagar sus transacciones con tarifas de negociación más bajas que otros token. 

Detrás de esta moneda se encuentra la ya nombrada Binance, que es uno de los intercambios de cifrado líderes del mercado de criptoactivos. 

El comportamiento de Binance Coin en este año comenzó con un gran protagonismo en el primer trimestre al pasar de $40 a $623. Sin embargo, con la caída del Bitcoin, esta criptomoneda también se vio fuertemente influenciado en su valor.

El precio actual de esta criptomoneda refleja un crecimiento de 1342,73% y la expectativas para el nuevo año es que sean mayores. 

Binance Iuriscorp

Tether (USDT)

A diferencia de otros proyectos de blockchain, Tether es un token que se basa en la idea de ser respaldado por monedas reales. Por lo tanto, su denominación entra más en las monedas estables, Stablecoin. 

Debido a su configuración, es que su comportamiento durante todo el 2021 no ha tenido muchas variables al resaltar, empezando con un valor de $1,009  y manteniéndose en $1,0005.

La oferta de Tether puede cambiar en función de las necesidades, lo que le permite mantener su estabilidad de precio en cualquier circunstancia.

Por eso es la de mayor peso en el mercado cripto, por encima del Bitcoin y Ethereum, en cuanto a volumen. 

Cardano (ADA)

El proyecto que respalda a esta criptomoneda se basa en un algoritmo llamado Ouroboros, que determina de qué manera llegan los nodos individuales al consenso sobre la red Blockchain. 

La cadena de bloques de Cardano se puede utilizar para construir Smart Contracts y, a su vez, crear aplicaciones y protocolos descentralizados.

De igual manera, cuenta con la capacidad de enviar y recibir fondos al instante, ayudándole a obtener mucho protagonismo en el mundo de los negocios y las finanzas.

Su comportamiento durante este año se caracterizó por obtener su picó más alto durante algunos días del mes de septiembre en $3,10, pero su promedio en el último trimestre del año es de  $1,80.

Su crecimiento la ubica entre las criptomonedas más grandes del mundo por capitalización de mercado. 

Cardona IURSICORP

Solana (SOL)

Esta criptomoneda cuenta con ciertas características que la hacen distintas a las tradicionales Bitcoin y Ethereum. En las que se encuentra: 

  • Su método de Prueba de Historia llamado Proof of History que puede crear registros históricos en eventos que ocurren durante un momento específico en el tiempo. 
  • El respaldo de organizaciones como Apple, Qualcomm, Intel, Google, Microsoft, Twitter y Dropbox.

Su 2021 se resume en un crecimiento de 5520,20% iniciando el mes de enero con un valor de $4,3 y finalizando el año por el orden de los $240.

Solana, fue una de las pocas que se valorizó a mediados de junio cuando el mercado experimentó una liquidación en sus monedas más fuertes. 

Solana IURISCORP

XRP (XRP)

XRP es el token del sistema de liquidación de pagos Ripple. Es decir, a diferencia de Bitcoin, donde se crean nuevas monedas (hasta un nivel limitado) como recompensas para los participantes que ofrecen poder de cómputo para mantener la red blockchain, Ripple es quien crea las monedas en este proyecto cripto.

El crecimiento en lo que va de año de este criptoactivo es de un 154,11% consolidándose entre las monedas más comercializadas en el mercado. 

El token continúa funcionando bien, sin embargo hay que tener en cuenta que una demanda que recibió Ripple por parte de la Comisión de Bolsa y Valores (EEUU) de recaudar más de $ 1.3 mil millones a través de una oferta de valores no registrada utilizando activos digitales, además del lanzamiento de proyectos similares como SWIFT Go que tiene como objetivo competir directamente con la moneda digital de Ripple. 

XRP Iuriscorp

Polkadot (DOT)

Es de las criptomonedas más jóvenes del mercado (fundada en mayo del 2020), pero su éxito la ha posicionado entre las más comercializadas del mundo. 

Polkadot fue desarrollado por la Fundación Web3, dirigida por el cofundador de Ethereum, Gavin Wood. Este proyecto nace de la necesidad de contar con una plataforma que pudiera ejecutar varias cadenas de forma descentralizada y paralela, pudiendo adaptarse a las innovaciones de la red.

Por este motivo, se ha desarrollado este proyecto de código abierto, permitiendo que las redes blockchain operen juntas.

Durante el 2021, Polkadot ha tenido un rendimiento donde destaca un crecimiento que sobrepasa el 492% llamando la atención de nuevos inversionistas del criptomercado.

Shiba Inu (SHIB)

Shiba Inu es un proyecto de criptomoneda de altcoin que está basado en Ethereum, considerado por muchos como una alternativa a Dogecoin.

Creada en agosto de 2020 por un individuo o grupo llamado Ryoshi, esta criptomoneda se caracteriza por ser inspiradas por memes, es decir, que están asociadas algún tema de broma o parodia, que a pesar de eso, pueden generar cierto valor en el mercado. 

El crecimiento de Shiba se reflejó en octubre de este año dándole una capitalización de $35 mil millones y clasificándose entre las 10 monedas más comercializadas en la actualidad. 

Dogecoin (DOGE) 

Muy conocida por muchos como la «criptomoneda meme» del mercado digital. 

Su creación a finales del 2013, por los ingenieros de software Billy Marcus y Jackson Palmer reflejó una burla a lo que era en ese momento Bitcoin. No obstante, durante este 2021, la popularidad de esta moneda digital se ha incrementado de forma notoria debido al culto que se le ha dado en grupos de la red social Reddit que impulsan su valor a través de organizadas acrobacias publicitarias que impulsan la imagen de Dogecoin. 

Dogcoin Iuriscorp

Su valor durante este año se ha incrementado en un 646,64% y a pesar de la volatilidad que demuestra, su gran popularidad pueden darle sostenibilidad en el tiempo.